domingo, 29 de septiembre de 2019

ANIVERSARIO



El próximo cinco de Octubre se cumplen cincuenta años del momento en que la cadena de televisión británica BBC puso en el aire el primer programa de una serie de humor : "The Monthy Pyton Flying Circus ", el "circo volador de los Monthy Pyton".

El grupo practicaba un humor del absurdo bastante personal, que bién podria ser el sucesor directo del que practicaban los Hermanos Marx en sus espectáculos.

Posteriormente realizaron películas con el mismo tono de humor irreverente y disparatado, alguna de ellas producida por el ex-beatle George Harrison.

Como homenaje particular estos tipos que tanto me han hecho reir, os dejo un enlace con una de sus escenas más cómicas de su película "La Vida de Brian", donde se satiriza a la religión ( la cristiana y la judia ), al imperio romano, y hasta a un Poncio Pilato acomplejado por el frenillo que le impide pronunciar bien las erres.



domingo, 22 de septiembre de 2019

FOTODIARIO ( II )



Nada que reseñar esta semana, he visto alguna cosa digna de ser fotografiada, pero me ha sido imposible manejar el teléfono y conducir a mismo tiempo.

Pero surfeando por YouTube, he encontrado este "trailer" de una canción de Loquillo y Johnny Holiday.

A veces la clientela se empeña en "regalarme" los oídos con la música de sus teléfonos móviles.
Quizás sea que me estoy haciendo viejo, pero jamás había escuchado tanta mediocridad musicál comparable a lo que estos chicos llevan en sus aparatos.

Por eso, creo que piezas como esta se revalorizan a medida que pasa el tiempo.

. . .para ti la vida que te lleva,
para mí, la vida que me quema. . . 

Disfrutad de esta pequeña "delicatessen".

¡¡ Felíz semana !!.

domingo, 15 de septiembre de 2019

FOTODIARIO


Lo de andar deambulando con un coche a todas horas por Barcelona y sus alrededores, da la ocasión para ver hechos, lugares, o situaciones algo insólitas, como ya os mostré en mi anterior entrada.

Ahora os dejo otras fotografías con algunas curiosidades.




Estratocúmulos.

Una imagen tomada el pasado dia 10 de Septiembre desde la terminal uno del aeropuerto de El Prat del llobregat. Son estratocúmulos que crecen a causa del embolsamiento de aire frío en altura, ahora denominado como DANA por los meteorólogos, fenómeno antes conocido como "gota fría", y que conocemos demasiado bien en estas latitudes mediterráneas, como las gentes de la comarca del Maresme pueden certificar.

Y lo de DANA me hace reflexionar por esta necesidad que hay en todos los ámbitos por cambiar el nombre de lo ya conocido por otro nuevo. Lo de "ciclogénesis explosiva" también tiene lo suyo. En mi época de marino nos referíamos a ese fenómeno de tempestad ocasionada por un cambio repentino de vientos como "galerna". Y si era mas extremo de lo habitual, "una galerna del copón". 

Entre los anglicismos que se multiplican en nuestro idioma como setas, y los cambios de terminología, hay dias en que casi tengo que traducir lo que oigo a mi propio "idioma"




Un buen  nombre para un negocio.

Fotografía tomada en la parte alta del Paseo de Maragall.  ¡ Atención al nombre del negocio !.

No se quién ha asesorado al paquistaní dueño del negocio sobre el nombre, pero con esta denominación no dan demasiadas ganas de entrar y pedir un bocadillo de shawarma.




Tercermundismo

En la fotografía, uno de los nuevos "vehículos" de reparto que la empresa SEUR ha añadido a su flota.

Delante, un esforzado empleado pedalea en este triciclo adaptado para la carga de paquetes.

Esto y los triciclos para paseos de los turistas, son cosas que me indigna, por las humillantes condiciones de los trabajadores. Días atrás, escuché a través de la radio una entrevista a una empresaria que está implantando en Sevilla un servicio de triciclos similares a los que operan en Barcelona. La empresaria, resaltaba las "buenas cualidades" de sus servicios con respecto a los tradicionales coches de caballos, en nombre del respeto a los animales.

¿ Preocupación por los animales ?. ¿ Y por sus empleados, que pedalean con cuarenta grados de temperatura a la sombra, quién se preocupa ?.

¿ A donde coño a ido a parar el "Estatuto de los Trabajadores" ?.

Y aún hay quién califica esta explotación como "movilidad comercial sostenible".

Me viene a la memoria una vieja fotografía que no he conseguido localizar en las redes.
Está tomada en el París de la ocupación nazi, donde el racionamiento de combustible hizo casi desaparecer de la circulación a los vehículos privados.

En ella se vé a un carro construido con cuatro bicicletas en cuyo interior se ha instalado un sofá de dos plazas para los pasajeros. El vehículo tiene un toldo donde se puede leer su nombre : "Les Temps Modernes", y lo impulsan pedaleando cuatro antiguos ciclistas profesionales, alguno de ellos vencedor en una edición anterior del "Tour" de Francia.

Si señor, estamos viviendo "tiempos modernos", aunque parece que a nuestros políticos el concepto de "trabajo digno" les trae sin cuidado.

Porque aquí, "no passa rés, nosaltres tenim el process" .

Como decía un viejo periodista radiofónico : "La Ciudad, Es Un Millón De Cosas".

Seguiremos informando. . . . 



domingo, 8 de septiembre de 2019

CIUDAD DE CONTRASTES



Barcelona es como cualquier otra gran ciudad, una ciudad de contrastes, y a veces, contradicciones.

Callejeando continuamente por ella, a causa de mi profesión, hace unos dias me tropecé con estos dos comercios que comparten pared medianera, pero son dos conceptos opuestos en materia de alimentación : una carniceria-tocineria clásica, y una tienda de alimentación para veganos-vegetarianos en la calle Sant Antoni Maria Claret.

Esperemos que convivan en paz y armonía.

Y que no aparezca ningún comando vegano/vegetariano radical que la emprenda a pedradas con los escaparates de la carnicería, visto el comportamiento de algunos seguidores de esta tendencia como el del colectivo "Almas Veganas", que consideran a la ganadería un crimen, y otro tanto a la pesca, ya sea artesanal o industrial.

O como esta pareja de veganos de Australia, que le han aplicado su "filosofía" alimentaria de manera extrema a su hija, provocando una desnutrición severa y grave.

El "homo sapiens" ha sido y es desde su aparición, un animál omnívoro, y esta capacidad ha sido la clave de su supervivencia en eras difíciles. No podemos renegar con facilidad de nuestra naturaleza animál. Nuestro metabolismo necesita una buena dosis de proteínas para conservar la salud, proteínas que difícilmente una dieta absolutamente vegana puede aportar, so pena de estar todo el dia rumiando vegetales como una vaca.

No deja de sorprenderme la facilidad que tenemos para abrazar "causas sagradas", ya sean filosóficas, políticas, y hasta deportivas.

Necesitamos creer en algo con urgencia, aunque sepamos con certeza que podria ser una mentira.

Mas contradicciones.

Al dia siguiente de tomar esta fotografía, cumplo el turno de noche en mi oficio. Decido tomarme un respiro en la calle de Córcega, a la altura de rambla de Catalunya y Balmes.

Un lugar donde trabajé y viví muchos años.

Es poco antes de la medianoche. Apuro un cigarrillo mientras contemplo las fachadas, y las sombras de mi pasado desfilan por aquellas dos aceras. Ya casi no reconozco el barrio.

De un restaurante "moderno y con encanto" de los que han proliferado últimamente por la ciudad, emergen unas voces destempladas, típicas de los que han apurado los postres y están en la fase de las copas de licor de la sobremesa.

Mientras tanto, dos sombras mas, estas reales, una pareja sin-techo, se preparan para intentar descansar sobre un sobado colchón de espuma sintética en mitad de la acera, pegados a la fachada del edificio. Los pocos transeúntes que pasan, los ignoran olímpicamente. Acarrean sus escasas pertenencias en un carro de supermercado., y un perrillo famélico menea el rabo ante los dos.

Después de unas cuantas horas al volante, mi vejiga me envía mensajes de urgencia. Echo un vistazo al restaurante "modernillo". Los "vociferantes" son dos parejas de mediana edad que están en la esquina de la barra delante de unos vasos de licores. Veo que hay una cafetera a la vista, y pido un cortado levantando la voz por encima del jolgorio para hacerme entender.

De regreso del servicio, apuro mi cortado mientras los de las copas brindan por la "república" del "procés", por el "Barça" y por las vacaciones.  Ahora están en plena fase de euforia alcohólica y comunión de almas.

Le pregunto a la camarera si seria posible que me hiciesen un par de bocadillos de cualquier cosa. Me comenta que es imposible, no hacen bocadillos, y además, han agotado el pan disponible.

Abono el cortado, y salgo al calor de la calle otra vez. Abro el maletero del coche y cojo cuatro "bricks" de agua mineral, de la que regalamos a nuestra clientela, y se las doy a la pareja del perrillo, que apenas me hablan para darme las gracias por el inesperado regalo. 

Arranco el coche pensando en el contraste : dentro del restaurante, los que tienen todo, o al menos creen tenerlo. Fuera, los que no tienen nada, y casi ni les quedan palabras.

Y uno piensa que la frontera entre esos dos mundos es tenue, muy leve.

Basta solo una enfermedad, perder el empleo en una de nuestras cíclicas crisis, o cualquier golpe de mala suerte, para pasar de un lado al otro sin casi tiempo para pestañear.

Miquel, soy como tú. Me he convertido en un alma callejera por motivos profesionales, y en notario de una realidad penosa e incomoda.


domingo, 5 de mayo de 2019

LA ESENCIA DEL MAL

Nuria Gispert


Días atrás, mi compañero de la "blogosfera" Francésc Puigcarbó pubicó este articulo sobre la ultima "gansada"  cometida por nuestra ilustre ex-presidenta del parlament, Núria Gispert.

La señora Gispert se dió el lujo de reenviar un "twit" donde se comparaba con cerdos a los políticos catalanes que habían redirigido sus carreras profesionales a Madrid o al ámbito estatal.

No es la primera vez que esta señora comete estos deslices que ponen al descubierto su autentica ideología camuflada bajo la etiqueta "demócrata-cristiana", la "oficial" de Unió Democrática de Catalunya", el colapsado partido político que lideraba Duran Lleida.

En los comentarios, indiqué que el nazismo puede tener caras muy amables, bajo la apariencia plácida de una mujer madura teñida de rubio.

Frnacésc me respondió diciendo que no banalizase al nazismo.

Pero señores y señoras, el nazismo no es solo una orgía de uniformes negros, cruces gamadas, desfiles y parafernalias visuales.

Detrás de eso subyace la idea del supremacismo, de las supuestas diferencias raciales, y de la superioridad de un grupo sobre los demás.

En el refranero castellano, existe uno que nos serviría para definir la personalidad de la señora Gispert :


" Si quieres conocer realmente a fulanito,
dale un carguito "

Y Gispert tuvo ese "carguito" entre el año 1.995 y el año 2.001, Consejera de Justicia. Como tál estaba al mando del Departamento de Instituciones Penitenciarias de Cataluña, o sea, el control también de las prisiones catalanes, incluyendo la vieja Prisión Modelo de Barcelona.

 En la celda numero uno del segundo piso de la cuarta galería de la Modelo,Helios Gómez un artista plástico, realizó por encargo del capellán de la cárcel, un mural al fresco representando  la Virgen de la Merced, la patrona de los condenados, rodeada de penados en actitud de adoración.

Eran unas figuras duras y descarnadas, que reflejan el sufrimiento de los presos, angeles negros, y una virgen compasiva que carga en su regazo a un niño Jesús de piel aceitunada y ojos negros.


Durante años, aquella celda cumplió el papel de capilla, acogiendo a  aquellos presos que habían sidos condenados a muerte para pasar allí sus ultimas horas.

Ese mural tenia un doble valor. Por un lado, su calidad artística intrínseca, y por otro, el contexto,  el tiempo en el que fué realizado, y su función.

Un pedazo de la historia reciente de este país

Durante su mandato en Justicia, y tras una visita a la Modelo, la señora Gispert dió orden de tapar con una capa de pintura el mural de Hélios.

La extraña explicación oficial es que se hizo por "motivos higiénicos".

La explicación real, es que creo que la señora Gispert encontró aberrantes aquellas figuras que tanto se alejaban de la imaginería católica a la que ella estaba acostumbrada. No pudo soportar ver a una virgen agitanada y a un niño Jesús de rasgos oscuros y ojos morenos. ¡¡ Pecado, herejia !!.

Si a la señora Gispert se le apareciera en su casa el auténtico Jesucristo histórico, haría que el servicio lo echase a la calle a patadas, al confundirlo con un vulgar indigente.

Volviendo al nazismo, no solo fueron las masas de SS uniformados que desfilaban. El nazismo también eran las rubias matronas alemanas que los aclamaban entusiasmadas en los desfiles.
Las mismas que se sentían aliviadas al ver desaparecer paulatinamente a sus vecinos judíos, homosexuales, o sencillamente izquierdistas, sin plantearse nunca a donde eran conducidas aquellas personas.

Todo por el bién de la patria.

El nazismo, su esencia, es el supremacismo. El considerar al otro inferior tan solo por su origen étnico o social.  Es el "cosificar" a ese otro, negándole su categoría humana y poniéndolo al nivel de un animál. Es el negarle a ese "otro" los mismos derechos que uno disfruta.

Este comportamiento, lo ha tenido la señora Gispert, solo hay que tirar de hemeroteca

Y con alguien sin derechos, sin humanidad, y sin dignidad se puede hacer cualquier cosa, desde emplearlo en condiciones de semiesclavitud, a enviarlo lejos de nosotros, o a un campo de exterminio.

Si Francésc, la señora Gispert es una nazi de manual. Y no banalizo al nazismo, todo lo contrario. La esencia del mal es incolora, inocente, pero perversa.

En cualquier país al norte de los Pirineos, a la señora Gispert sus rebuznos ya le habrían costado la retirada de la Cruz de Sant Jordi, y lo mas importante, la retirada de las DOS generosas pensiones que le han reportado su paso por la política.

Y a los del comité de la Cruz de Sant Jordi les aconsejaria una revisión de sus métodos de selección de candidatos.
Porque a este paso, esa condecoración va a quedar devaluada, con un valor moral a la altura de una chapa de cerveza.

Yo, de otros premiados, devolvería mi cruz urgentemente por mensajería. Menudo club.


P.S.

Habréis notado que en las ultimas semanas no me "prodigo" demasiado en el "blog", ni escribiendo ni participando en otros.

Es sencillamente que mis compromisos laborales y mis horarios me impiden hacerlo como quisiera.

No estaba muerto, ni tampoco tomando cañas, es sencillamente un trabajo con largos horarios. Y es que a final de mes, siempre hay facturas por pagar.

Un cordial saludo a todos.

domingo, 7 de abril de 2019

MAS POP-JAZZ ( DESCANSO DOMINICAL )



Mientras Julius P. Vikrandas busca una farmacia abierta para conseguir jalea real con ginseng para reponerse de los estragos ( el hombre tiene ya una cierta edad ) os dejo algo mas del viejo pop-jazz de los Chicago en versión de Leonid & friends.

Ecos de un lejano verano, de trenes de cercanías destartalados y abarrotados, de una playa infinita donde el sol arrancaba destellos de oro a una piel que enmarcaba dos ojos del color de las esmeraldas.  Que lejos, tan lejos como otra vida, como otro mundo.

Sigues en mi memoria.

viernes, 29 de marzo de 2019

DIARIO DE UN RELATOR ( VII )


 El vuelo desde Tallin a Barcelona fué plácido, tranquilo y puntual. Kadri quedó impresionada por la vista de las playas del Garraf y el Bajo Llobregat que contempló brillando bajo el sol de la mañana mientras el avión hacia su descenso hacia la pista del aeropuerto.

-- No he puesto un pié en el suelo aún, y este lugar me tiene fascinada ya.

Tras recoger  el equipaje y cuando salían al exterior de la terminal uno, se encontraron con un afable J.C. Fábregas, que les esperaba al pié de una elegante furgoneta oscura con los cristales tintados.

-- ¡¡ Bienvenido a Barcelona, Julius !!, y en tan buena compañía.

Fábregas no apartaba la mirada de Kadri.

--  Gracias señor Fábregas, le presento a Kadri Hunt, amiga y colaboradora, ¡¡ ah !!, y domina el castellano mejor que usted.

Fábregas captó el mensaje mientras estrechaba la mano de Kadri, y lamentó para sus adentros aquél comentario indiscreto, mientras Kadri le dedicaba una sonrisa formal acompañada de una mirada glacial.

Embarcaron en la furgoneta, que disponía de dos filas de asientos enfrentados. Durante el trayecto, Fábregas puso al corriente a Julius del calendario de reuniones, que arrancaba dos dias mas tarde. El lugar : el Palacio de la Generalitat, aunque mantuvo en el anonimato el nombre de los participantes.

-- Y en este sobre hay un adelanto de sus honorarios, dos pasajes de regreso a Tallin con fecha abierta, y una tarjeta de crédito para los gastos adicionales de su estancia con nosotros.

Julius echó un vistazo al contenido del sobre. Estaban los pasajes, un fajo de billetes de a cien Euros, y una tarjeta "Master Card" a su nombre.

-- ¿ Y el número de seguridad ?

-- Muy fácil, mil setecientos catorce, el año del desastre.

-- Menuda obsesión tienen ustedes, ¿ Y cuando la pase por un lector, también sonará "Els     
    Segadors" ?.

-- Es otra de las cosas que me gustan de usted, Vikrandas, ¡¡ tiene sentido del humor !!. No 
   olvide. Pasado mañana, presentese en el Palau a las nueve de la mañana, y pregunte por mi,        por favor. Le enviaré instrucciones sobre el acceso al Palau al teléfono móvil que hemos      
    preparado para usted.

Fábregas, volvió a echar mano al interior de su maletín de cuero, y extrajo un teléfono móvil de un modelo algo aparatoso que Július no reconoció.

-- Este es un terminal protegido por encriptación. A partir de ahora cualquier comunicación 
   entre nosotros u otros miembros del equipo de conversaciones, la haremos a través de estos 
   aparatos. En la agenda, encontrará  mi número y el de otras personas con las que 
   posiblemente tendrá que comunicarse en el ejercicio de sus funciones. Nada de usar su linea 
   propia, por favor. ¿ Y sabe cuál es el numero de desbloqueo del terminal ?.

-- No me lo diga, mil setecientos catorce.

-- Ja,je. ¡¡ Exacto !!.

Tras cruzar el puerto y la Barceloneta, la furgoneta llegó a la altura del hotel.

Tras registrarse, ocuparon la habitación asignada en la planta veinte. Desde allí, la panorámica de las playas perdiéndose en el horizonte hacia el Maresme era espectacular.

Mientras Kadri se extasiaba con las vistas, Julius peleaba con la caja fuerte de la habitación para configurar la clave. 

No era de recibo dejar semejante cantidad de dinero en la mesita de noche, o andar con el encima por la ciudad. En recepción, había visto algún cartel que advertia a los visitantes sobre la delincuencia y los ladrones que poblaban las áreas turísticas de la ciudad, a la caza de turistas incautos. 

Algo así en Tallin seria impensable, y si fuese así,  habría provocado la dimisión del ministro del interior de turno.

Una vez configurada la caja fuerte con una cifra fácil de recordar, Julius echó mano del teléfono para llamar a su esposa.

-- Hola cariño. . . .Si, acabo de llegar al hotel. . . . .no, no es gran cosa, mas bién un hotel algo anodino de tres estrellas, aunque es cómodo, eso si. . . . . . . ¿ el trabajo ?, empiezo pasado mañana, aún no tengo demasiados detalles de con quienes me sentaré a la mesa, incluso conmigo guardan un cierto secretismo. . . . . bueno, cambiando de tema, ¿ salís los tres para Florida pasado mañana como estaba previsto ?. . . ¿ si ?. . . . bien. . .  nos iremos llamando estos dias. . . . si. . . .yo también. . . . ya verás como te los pasas bién en el crucero. . . .no, no me eches en falta y pásalo bien. . . . un beso. . .  adióosss.

Mientras Julius hablaba con su esposa sentado al borde de la cama. Kadri, como una pantera silenciosa había gateado por el lecho hasta situarse a sus espaldas. Había desabrochado lentamente la camisa de Julius, y había empezado a acariciar el pecho de este lentamente con la punta de las uñas.

En cuanto cortó la llamada, Július dió un respingo y se puso en pié.

-- ¡¡ Aghh !!. Sabes que no me gusta nada que hagas eso, provocarme mientras hablo con 
    Marja. Bastante me cuesta ya mentirle con algo de convicción.

Kadri se levantó de la cama con movimientos felinos y se abrazó a él. Július notó la mano de ella cerrándose  suavemente sobre su abultada entrepierna.

-- Tus convicciones morales van por un lado, pero tu cuerpo va por otro, semental mio.

El aroma del cuerpo de Kadri disipó los momentáneos reparos y la mala conciencia de Július.  Y se dejó llevar por sus instintos y por el ímpetu de aquella mujer.


( continuará )