jueves, 3 de agosto de 2017

HUIR




Ha llegado el momento de huir.

Huir del ruido continuado buscando el estallido del silencio, solo roto por el canto de los vientos.

Huir de las multitudes, buscando las sendas de la soledad entre los bosques.

De trepar por las peñas del viejo monte, buscando el dolmen de la cumbre, para acariciar sus milenarias piedras buscándoles su significado, preguntando sin esperar respuesta.

De sentarse al atardecer en la puerta del viejo granero, escuchando las lejanas esquilas del ganado retornando a la aldea por caminos casi eternos.

De ver el sol perderse en el horizonte, y encenderse el palio de estrellas que marcan la ruta de Finisterrae.

De silenciar mis pensamientos y escucharme a mi mismo.

De volver a respirar.

De dormir sobre la almohada de la tierra bajo el viejo manzano.


P.D.

- Os escribe Timoteo, el hermano pequeño del  "chiflao"  de Rodrigo. Nos largamos de vacaciones, como de costumbre al quinto co.. ( piiiip), alejados de la civilización, y sin un solo bar en quince kilómetros a la redonda.  Rodrigo estará encantado, los perros aún más, y un servidor, ¡¡ desesperado !!.

Volvemos a final de mes, si es que no nos han devorado los lobos, o algún oso despistado.

Feliz descanso para vosotros también






15 comentarios:

  1. Buenas y rústicas vacaciones, lejos del mundanal ruido.

    salut.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Falta me hace, Francesc. Buena comida, excelente lectura, una televisión imposible de sintonizar ( una buena excusa para no verla ), y el gallo del tío Cardela marcando el tiempo.

      Y el cielo, los montes y el río.

      Salut

      Eliminar
  2. Buenas vacaciones...Marcha con antelación, dicen las malas lenguas que para estar una semana de vacaciones hacen falta quince días de cola en el Prat ¡.
    Salut

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Je,je. Por eso paso bastante de destinos exóticos y aviones de bajo coste.

      El viejo Toyota, despues de una revisión a fondo, me puede llevar al fin del mundo, como es el caso.

      Disfruta de la canícula, y salut.

      Eliminar
  3. ¡Qué descansada vida
    la del que huye del mundanal ruïdo,
    y sigue la escondida
    senda, por donde han ido
    los pocos sabios que en el mundo han sido;

    Que no le enturbia el pecho
    de los soberbios grandes el estado,
    ni del dorado techo
    se admira, fabricado
    del sabio Moro, en jaspe sustentado!

    No cura si la fama
    canta con voz su nombre pregonera,
    ni cura si encarama
    la lengua lisonjera
    lo que condena la verdad sincera.

    ¿Qué presta a mi contento
    si soy del vano dedo señalado;
    si, en busca deste viento,
    ando desalentado
    con ansias vivas, con mortal cuidado?

    ¡Oh monte, oh fuente, oh río,!
    ¡Oh secreto seguro, deleitoso!
    Roto casi el navío,
    a vuestro almo reposo
    huyo de aqueste mar tempestuoso.

    Un no rompido sueño,
    un día puro, alegre, libre quiero;
    no quiero ver el ceño
    vanamente severo
    de a quien la sangre ensalza o el dinero.

    Despiértenme las aves
    con su cantar sabroso no aprendido;
    no los cuidados graves
    de que es siempre seguido
    el que al ajeno arbitrio está atenido.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De todo eso se trata, Temujin. No hay oropeles que se comparen a escuchar el trino de las aves en el silencio de la mañana, ni al canto del gallo del tío Cardela despertándome de madrugada.

      Gracias por estos versos cargados de sentido.

      Un abrazo

      Eliminar
  4. Que bonita entrada. Y si, volver a respirar y saborear el descanso.

    Muy felices vacaciones, y a la vuelta nos veremos en la blogosfera.

    Besazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Maria. Procuraremos volver mejor de lo que nos fuimos.

      Nos leemos a la vuelta.

      Un besazo.

      Eliminar
    2. Quiero darte las gracias, no solo allá en mi blog, sino acá también, por la bellísima música que me dejaste en tu comentario, es divina, y la he colgado en la entrada, gracias enormes de corazón.

      Más besazos y felices días.

      Eliminar
  5. Es un plan inmejorable. Te esperamos sano y salvo.

    Abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Amaltea. Volveremos, porque el placer del retorno es algo realmente sublime. Con las baterías recargadas.

      Un abrazo.

      Eliminar
  6. Todo un placer al entrar me encuentro con un maravilloso avión me enamoran los aviones.Te leo ...me encantas , o mejor dicho son tus letras que me gustan....
    fue todo un placer
    Saludos desde
    Miami

    ResponderEliminar
  7. Rodericus, te deseo que lo pases tan bien que no te den ganas de volver, y no vuelvas!!
    Digo yo que de joven hay que vivir en una ciudad, de mayor en un pueblo, y de viejo simplemente vivir.
    Que lo pases de conya.
    Un abrazo

    ResponderEliminar

Si has leído mis desvaríos y tienes algo que aportar, hazlo aquí.