sábado, 12 de marzo de 2016

EL ECLIPSE DE LA RAZON ( II )



Desde que el pasado dia 7 de Marzo publiqué mis comentarios acerca de la decisión del ayuntamiento de Avinyonet de Puig Ventós de deshacerse del fondo de libros de la biblioteca municipal tirandolos a los contenedores de reciclado de papel han aparecido algunas informaciones más sobre este asunto.

El pasado miércoles, el Diari de Girona daba la lista de autores de los libros destinados a la trituradora.  Hay volúmenes de Raimon Llull, Joanot Martorell, Franz Kafka, Platón, Manuel de Pedrolo, Narcís Oller, Miguel de Cervantes, Bernat Metge, Mercé Rodoreda, Tólstoi, Antoine de Saint Exupéry, Camilo José Cela, Umberto Eco......

Quimi Portet, el guitarrista del duo "El Último de la Fila" donó a aquella biblioteca las obras completas de Josep Plá publicadas por Ediciones Destino, ¡¡ completamente nuevas !!.

No quiero saber los juramentos en arameo que Portet, genial músico y poeta, y un tipo realmente entrañable debe estar soltando estos días.

En total, 1.390 libros catalogados, además de cientos de otros aún embalados en cajas que no se habían abierto.

Los del ayuntamiento de Avinyonet  ( Convergencia Democrática o como demonios se llamen ahora ) convocaron ayer una rueda de prensa para dar su explicación sobre esta barbaridad.

Explicaciones bastante laxas como esta: " un librero de viejo no valoró en nada el fondo". No transcribo las restantes porque me dá la risa tonta.

En este país, la lectura siempre ha sido un "vicio" relativamente caro, el precio de cualquier libro recién editado en tapas duras no baja de los veinte Euros actualmente. Algo que se agrava con los tiempos que corren para la economía doméstica.

En el anterior "post" cité a varías organizaciones dedicadas a darles una segunda vida a los libros usados.

Quiero citar expresamente a la asociación "Llibre Solidari". Recogen libros de segunda mano para su reventa a bajo precio, y los fondos recogidos los dedican a obra social, a facilitar alimentos y dinero a familias necesitadas de ayuda que no pueden hacer frente a sus necesidades de alimentos y alquiler de su vivienda.

Durante unas semanas, los de Llibre Solidari hacen una campaña de venta de libros de segunda mano en las estaciones del Ferrocarril Metropolitano de Barcelona, acercando su venta de libros a los viajeros.  Os dejo el enlace donde consta la dirección y modo de contacto de esta asociación. Cualquier donación de libros o de dinero será bien recibida, por pequeña que sea.

Como conclusión, ya vemos que desde la política no llegará la solución a los problemas por los que atravesamos. Puede ser que sea desidia, o puede que sea pura incapacidad. La solución está en nuestras manos. Como sociedad civil, tenemos que empezar a organizarnos. Hay que recuperar aquel activismo social que existía aquí al final de franquismo, y que consiguió tantas cosas que a  priori parecían imposibles.

Recuerdo que veinte o treinta años atrás, en plena fiebre anti-nuclear, en multitud de poblaciones había un rótulo a la entrada del pueblo que rezaba : "Municipio desnuclearizado".

Los de Avinyonet de Puig Ventós podrían colocar uno que rece : "Municipio Iletrado, Pero  Moderno y Co-Working* ".


* Co-Working : "palabrejo" anglicista que no es otra cosa sino un despacho compartido.

13 comentarios:

  1. Sirva mi comentario del otro día para este post. Más de lo mismo: una pena, tremendo.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se te entendió muy bien, Cayetano.

      Un abrazo.

      Eliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  3. Sin palabras...sin palabras..sin palabras...
    Ciánto inútil suelto. Cuándo idiota.
    Cuánto imbécil.
    nos gobiernan los últimos de la clase.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Miquel, en los Evangelios se dice aquello de : "Por sus obras los conoceréis".

      El próximo examen lo tienen en las siguientes municipales, a ver si les vuelven a votar.

      Un abrazo.

      Eliminar
  4. El día que se apaguen las luces no quedara nada...y algún día se apagara..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Temujin, si un dia llegan a apagarse las luces de la razón, tendremos la luz de un incendio pavoroso.

      Hagamos lo posible para que no se apague.

      Un abrazo.

      Eliminar
  5. Más allá del dolor de imaginar libros y libros condenados para dejar sitio a ¿a qué?, me quedo con la idea de que debemos organizarnos, asumir que el estado ha sido rendido a lo peor de cada casa y volver a empezar, hombro con hombro uniendo fuerzas con aquellos con los que compartimos ideas, sueños y esperanzas.
    Me temo que ese es el camino, y es un paso atrás en el sistema del que creíamos habernos dotado. Y es tremendo porque a ese sistema obsoleto que ha terminado en manos de lo peor, a ese, entregamos mucho más que el diezmo.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. Pilar, la política ha estado décadas modelando la estructura del estado a su medida y según sus intereses, perdiendo de vista que la razón de la existencia de la política es servir a la ciudadanía.

    Creo que este proceso empezó a principios de los noventa, apoyándose en aquellas "mayorías" absolutas" de la época, con la paradoja de que un Volteriano Jacobino como Alfonso Guerra fuese uno de los artífices de este despropósito.

    Hemos de hacer un esfuerzo para conseguir un sistema judicial independiente, y en general, un aparato estatal despolitizado e independiente, formado por profesionales de su trabajo, y libre de "enchufados", "paracaidistas" y todo tipo de gente que deba lealtad a quien les ha nombrado.

    Hay que ponerse en marcha.

    Un besazo.

    ResponderEliminar
  7. Rodericus, por supuesto que sigo con atención lo que estás publicando sobre libros y blbliotecas. Conozco bien las dos bibliotecas a que haceis referencia. Tu "La Bòbila" y Miquel lo que antiguamente fue Tecla Sala. Y sigo pensando que la Diputación deberia tomar cartas en el asunto, porque en definitiva es ella la que "proporciona cultura y personal (muchas de ellas altamente especializadas) que estén al cargo de ellas. Según mi modesta opinión los inutiles son los del Ayuntamiento, no los bibliotecarios (como también se dice). Estoy seguro que a ninguna bibliotecaria se le ocurrirá tirar nada de Raimon Llull, Joanot Martorell, Franz Kafka, Platón, Manuel de Pedrolo, Narcís Oller, Miguel de Cervantes, Bernat Metge, Mercé Rodoreda, Tólstoi, Antoine de Saint Exupéry, Camilo José Cela, Umberto Eco......
    Es más, aquello que comenté del patrimonio de su pueblo, en la de mi pueblo ni siquiera te prestan nada que pertenezca a dicho patrimonio. Si lo quieres leer has de ir allí.
    Otro tema que existe (viendo la foto que has puesto en el post, a mi me parece que estamos en un cambio en todas las cosas (para mi malo) y la cultura no queda al margen. Esta ONG que citas o quizas es otra...compra libros al precio de 1 euro para llevar los libros a paises que ni pueden soñar con ellos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Josep, los verdaderos culables son los ayuntamientos, tal como dices.

      La Diputación aporta los medios, pero siempre bajo las instrucciones del consistorio de turno, que es quien gestiona.

      La fotografía no es nada raro en la Barcelona de estos tiempos, tristemente.

      Un abrazo.

      Eliminar
  8. Tienes razón, muchas veces los he visto y más de un libro me he llevado. Otra cosa que me gustaba hacer años atrás (seguro que lo recuerdas) era dejar un libro en algún lugar donde todos los conociamos. Dejabamos uno y cojiamos otro. Esto mismo lo hago los dias que voy al hospital. Compro un libro en la calle Aribau, o Muntaner y los dejo allí, casi nunca encuentro otro, pero seguramente otro se aprovechará.
    En todo esto que me duele el cien por cien, también me duelen los comentarios de los periodicos y blogs conocidos...diria que casi todos (periodicos), los de aquí también. Parece que sean libros españoles, y que la biblioteca sea independentista. Como los libros encima de un contenedor. ¿Solo se hace en Catalunya? ¿En el resto no? Porque hay un comentario de una ex profesora (Júlia) que dice que estas cosas no son nuevas en ninguna parte. Lo que pasa es que se hace con más discreción.
    Pero esto me da lo mismo, porque pienso que tirar un libro o quemarlo a veces hay un paso.

    ResponderEliminar
  9. Josep, puede ser que estemos delante de un cambio social con respecto a la cultura.

    Las estadísticas de lectura siguen siendo muy bajas, a pesar de que ahora las editoriales publican mas que nunca.

    Ademas, ahora tenemos al personal muy ocupado con las "redes sociales", que no es otra cosa que nombrar de una manera educada el chafardeo de toda la vida, que antes se hacia en las esquinas o en el bar, y ahora se ha trasladado al "wassap" y "facebook", pero que sigue siendo lo de siempre, criticar a la vecina o a la amiga por lo "ligera" que es.

    Y el tiempo tiene sus limitaciones. Estoy asombrado por la cantidad de gente que veo "abducida" por el móvil cuando voy en transporte público, y por la cantidad de chorradas que leo por encima del hombro ( ya se que es de mala educación, pero a veces me puede la curiosidad ).

    En fin, no se hacia donde vamos, pero estamos en un mundo que cambia cada vez mas rápido.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar

Si has leído mis desvaríos y tienes algo que aportar, hazlo aquí.